¡Rescatate, sociedad! Radio desde la carcel

23 julio, 2014 at 11:29 PM

Por Malena Garcia.

“Rescatate sociedad’’ es un programa de radio hecho desde la cárcel. Realizado por personas que se encuentran presas, se propone mostrar qué pasa dentro de los muros, denunciar la deshumanización y mostrar las posibilidades de construir algo diferente.

‘‘¿Sabías que la mayoría de los presos somos pobres?, ¿Sabías por qué salimos peor de lo que entramos?, ¿Vos creés que la cárcel soluciona los problemas de la inseguridad?, ¿Sabías que cuando recuperamos la libertad somos discriminados?, ¿Por qué la justicia no es igual para todos?, ¿Sabías que a pesar de estar privados de nuestra libertad tenemos derechos?, ¿Sabés lo que pensamos y lo que sentimos del otro lado de la reja?’’

Así comenzó ‘‘Rescatate sociedad’’, un programa de tres encuentros hecho desde la cárcel, emitido por FM 106.3 Radionauta. La propuesta fue sacar la voz de adentro de los muros, contar la realidad carcelaria y remarcar que ésta, aunque esté invisibilizada, es una parte de la sociedad de la que se tiene que hablar.

El programa se divide en cuatro secciones que invitan a reflexionar distintas cuestiones. ‘‘Conocido y ocultado’’ trata de la cárcel desde adentro: lo que sucede cuando alguien entra a una Unidad por primera vez, qué son los buzones (aquellos cuartos de 2×2 metros en los que no hay agua ni ventanas), qué pasa si el Jefe del Penal es tumbero (prioriza la violencia para gobernar la cárcel), qué tipos de pabellones hay.

A su vez, se abordan problemáticas como la de familias de detenidos -el sufrimiento, los gastos, las esperas, las requisas, el Servicio Penitenciario (SP) que ‘‘se roba todo’’-; la doble condena que implica de hecho el alcance de la pena para la familia, la comunicación de adentro hacia fuera en la cárcel, y la relación entre ésta y los neuropsiquiátricos.

En ‘‘Arte y cultura’’ hay un espacio para ‘‘Rimas de Alto Calibre’’ -banda musical nacida dentro de la cárcel- y música en vivo, trabajando la idea de que en la cárcel también hay cultura, una cultura diferente a la cultura elitista que se quiere imponer desde los poderes hegemónicos, y no por ello menos valiosa.

‘‘Un despertador para la realidad’’ aborda distintas problemáticas sociales: las adicciones a las drogas, la complicidad estatal con el narcotráfico a través de la policía, la denuncia de que ‘‘quienes no arreglan con la policía terminan siendo detenidos’’; la violencia de género, la inseguridad, pensando en que ‘‘el preso es un negocio también’’ y proponiendo atacar el problema de raíz, con ‘‘menos cárceles, más trabajo, mejores sueldos, más educación, más salud, que los políticos no roben tanto’’.

‘‘Desde el punto penal’’ habló de los negocios de la FIFA en el Mundial de fútbol y de la importancia que tienen los deportes en el Penal.

La cárcel, una problemática social que nos involucra

El mensaje del programa es claro y contundente: la sociedad debe hacerse cargo de la situación carcelaria. El sistema en el que vivimos no sólo está diseñado para criminalizar y perseguir a las clases bajas, sino también para mantener impunes todas las injusticias que cometen el SP y el Poder Judicial.

En este sentido, no es casualidad que hoy las cárceles estén superpobladas, o que las noticias que aparecen en los medios de comunicación masivos siempre giren en torno a las fugas en los Penales o los delitos menores. Buscan –y logran– contribuir a la sensación de inseguridad, legitimando la persecución de la pobreza sin dar cuenta de las desigualdades sociales, la raíz del conflicto.

Las experiencias que se viven dentro de la cárcel de ninguna manera pueden llevar a la resocialización, teniendo en cuenta que, en primer lugar, las personas no pueden simplemente borrar sus valores, su cultura  o sus experiencias personales adecuándose a lo que propone un sector de la sociedad.

En segundo lugar, porque la violencia física y psicológica, las malas condiciones de salud, la privación del derecho a la educación y la comunicación con la familia, los traslados constantes y el aislamiento no pueden llevar a una reinserción social. ‘‘Lo más importante es que perdés todos tus valores–reflexionaron en uno de los programas–. Dejás de tener una mirada hacia el otro, te importa sobrevivir nomás’’.

A todo esto hay que sumarle que quien sale de una cárcel no sólo sufrirá discriminación, sino que probablemente vuelva a vivir al barrio de donde se fue, con las mismas condiciones de precariedad y dificultades, condiciones que llevan a volver a delinquir.

El programa demuestra que  no todo es pálido en estos lugares tan oscuros: dentro de la cárcel existen espacios de encuentro y reflexión en donde hombres y mujeres cuestionan su lugar en el mundo, el rol de la cárcel en la sociedad y el negocio que implica que haya personas privadas de su libertad. Son espacios de arte, de recreación, de estudio, espacios de humanización.

Esto implica no sólo ser conscientes de que la cárcel no funciona ni funcionó nunca como institución resocializadora, sino también hacer algo por ello. Empezando por visibilizar la realidad que se vive ahí adentro y dejar de pensarla como algo que no nos incumbe. “Rescatate Sociedad” se propone difundir la voz que se encuentra presa en las cárceles, y por tal motivo está disponible en la web. Puede escucharseon line y descargarse entrando a www.soundcloud.com/rescatatesociedad.

Fuente: http://notas.org.ar/2014/07/18/rescatate-sociedad-radio-desde-la-carcel/